¿Qué Es la Política?

El circo que se hace llamar estado, y eso va más allá de simplemente el gobierno, solo admite una definición en la cual la política es el manejo de las condiciones que rotan alrededor del trabajo. Las condiciones de trabajo, el sueldo, los seguros sociales, la casa, la familia segura y educada, quién pone los medios y cómo, todo esto se admite. Ahora, para qué usar toda esa inmensa cantidad de esfuerzo humano es una pregunta que el estado no admite dentro de la definición de política. El chavismo medio lo aborda con la estúpida idea soviética de decidir que la única respuesta permisible a preguntas sobre el trabajo mismo es : lo que diga el estado, para beneficio del mismo, que se encargará así de que las condiciones laborales sean excelentes.

Si vamos a retomar la política, no significa un retome histórico de alguna otra forma de gobierno, significa usar lo que tengamos para abordar lo que de verdad nos es útil poder preguntarnos y respondernos en sociedad.
Cómo alimentarnos es bien fácil, tenemos las tierras y la tecnología más que suficientes para hacerlo. La triste verdad es que primero tenemos que decidir por qué hacerlo, qué nos puede motivar lo suficiente como sociedad para dejar atrás el letargo de la pobreza con la novela. Lo primero es darnos cuentas que los sitios donde pensábamos que se discutían cosas así, el gobierno y las empresas, en verdad sólo se discute cómo seguir haciendo lo de siempre. No hay más allá, olvídate de la mal llamada justicia social o los secretos de la CIA. Olvídate de la “patria,” que tu creciste cantando alguna maldita canción gringa. El rumbeo caraqueño es internacional, bro, igual con cualquier otra grata tradición que ineviablemente está ligada con alguna otra parte del mundo. No hay necesidad de mojonearse con colorcitos y estrellitas. Lo único que tenemos son grupos dispares de seres humanos viviendo en el mismo sitio queriendo vivir mejor, sí, pero sobre todo queriendo ocupar su tiempo con algo pensado y valioso.

Estándar

El Rol Político de las Películas

Las películas que vemos en el cine siempre nos llegan, nos ayudan a explorar partes de nuestras conciencias. La fórmula para una gran producción es buscar las realidades políticas del momento, complicadas y enrevesadas como siempre son, y sobreponerle la actitud simplista que todo gobierno necesita que la gente tenga para que le delegen las soluciones a sistema tan simplista. “Tus instintos y emociones en cuanto a los temas que estamos tratando aquí son muy caóticos, fíjate más bien lo simple que es para los heroes y date cuenta que ese rol en el mundo real es del Estado ¡quien debe seguir vivo!”

En realidad, la ciencia tiene el potencial para ayudarnos a lidiar con todas esas complejidades, no hacen falta soluciones fantasiosas.

Estándar